Senda Litoral do Monte da Guía (Vigo)

A través de un trazado circular, de algo menos de 6 km, que se inicia al lado del mar, recorre una parte importante del litoral para luego subir al Monte de la Guía, a 128 metros, desde donde disfrutamos de una magnífica vista de la ría y la ciudad, y volveremos a descender hacia el punto de salida.

En la franja litoral de la parroquia de Teis están representados diferentes grados de intervención humana. La industria del naval con los astilleros localizados entre pequeñas playas, el área desmilitarizada de la ETEA, las playas de A Punta, Temoeiras y O Areíño, al lado del paseo, Los acantilados, entre Punta Areíño y la playa de A Lagoa (donde se emplaza un puerto deportivo) y las empresas auxiliares y astilleros (entre las playas de A Fábrica y A Manquiña).

Vigilante desde lo alto tenemos el Monte de la Guía coronado por su ermita y rodeado de elementos de interés patrimonial como el gravado rupestre de Gondosende “Pedras das Augas”, un pozo comunitario, las antiguas ruinas militares y las instalaciones, ahora sin uso de la ETEA, que albergó la Base Naval de Río - Escuela de Transmisiones y Electricidad de la Armada.

Desde el punto de vista ambiental destacan los fondos marinos; representados por grandes bancos de arena en los que se trabaja el marisqueo de almeja y navaja, praderas de laminaria y zostera o las poblaciones de caballitos de mar. La costa rocosa entre Punta Areiño y la playa de A Lagoa que conservan, en la parte terrestre, hábitats y especies de gran valor como pequeños rodales de melojo (Quercus pyrenaica) o la mariposa arlequín (Zerynthia rumina), especie catalogada “En Peligro de Extinción”.

Con el apoyo de la Fundación Biodiversidad del Ministerio para la Transición Ecológica

fb.png