10. Vía Verde

El Camino Natural Vía Verde de Rota comprende 7,8 km, surge al acondicionar y recuperar el antiguo trazado ferroviario abandonado, entre el Puerto de Sta. María y Sanlúcar de Barrameda, pudiendo así disfrutar de esta magnífica ruta a pie, en bicicleta o a caballo.

En su primer tramo la ruta transcurre entre huertas familiares y campos agrícolas, principalmente algodonales, separados del Camino Natural por retamas, falsas acacias (Robinia pseudoacacia), hinojos (Foeniculum vulgare) y algún pequeño bosquete de eucaliptos (Eucalyptus sp.), donde siempre se observan las aves más comunes, como gorriones (Passer sp.) y cogujadas (Galerida cristata), entre otras, y tal vez alguna que otra gaviota, por la cercanía al mar. No obstante, hay en la vía multitud de indicios que señalan la presencia de conejos (Oryctolagus cuniculus), por lo que tal vez alguno cruce el Camino al paso del visitante.

El Camino salva, mediante tres pasarelas, dos carreteras (la A-491 y la A-2077) y un arroyo. Casi al final del recorrido, hay un enorme silo abandonado donde se observa una gran cantidad de tórtolas turcas (Streptopelia decaocto). Tras el silo se cruza el camino asfaltado “Hijuelo de la Tía Pepa” y se continúa hasta avistar “Costa Ballena”, un complejo turístico de grandes dimensiones rodeado de campos de golf que pertenece al municipio de Rota, desde donde es posible ir hacia Sanlúcar por un carril bici. Aunque está previsto que el Camino Natural continúe hasta Chipiona, actualmente termina en un cruce que lleva al kilómetro 4 de la carretera A-491.

Con el apoyo de la Fundación Biodiversidad del Ministerio para la Transición Ecológica

fb.png